Entradas con la etiqueta ‘Carafa’

Receta English Brown Ale

La receta de la cerveza English Brown Ale mantiene diferencias fundamentales con la Pilsen Lager en cuanto a los ingredientes a utilizar, pero su proceso es muy similar.
La gravedad original del mosto a utilizar en esta receta debe ser de algo más de mil azúcares, mientras que las unidades de amargor que emplearemos serán 15 IBUs. Estas proporciones están calculadas para producir unos 38 litros de cerveza.
La levadura que utilizaremos en la receta es la Muntos. Por otro lado, deberemos utilizar cinco tipos de maltas distintos, lo cual le da la complejidad en el sabor a la cerveza Mild. Las maltas necesarias son: Pilsen Cargill, Biscuit, Carared, Caramunich y Carafa I. El lúpulo que utilizaremos para este subestilo de cerveza será el Magnum. Es importante tener en cuenta que podemos variar los tipos de malta y lúpulo para darle un carácter más personal a la cerveza que elaboremos.
Los pasos a seguir para la elaboración de la Mild son muy similares a los de la Pilsen, solo que la Mild exige mayores niveles de fermentación, hasta dobles.
Colocamos la malta en el molino. Luego, deberemos proceder a la maceración, ya sea en un macerador casero o en la heladerita de camping que puede funcionar como tal.
Una vez que maceramos la malta, podemos proceder a hervirla con agua, cuidando que esta última no tenga cloro. Esta operación de hervir la malta con el agua se denomina “empaste”.
El resultado del empaste es el mosto. Una vez que obtengamos el mosto, podemos decir que hemos avanzado en gran medida en nuestra receta. El paso a seguir, es el filtrado, durante el cual debemos quitar del mosto los granos, utilizando una bomba y una olla para hervir. A medida que sale le mosto filtrado de la olla, debemos agregar agua caliente rociando la superficie sin romper el manto filtrante.
Ahora debemos lupulizarlo durante el hervido. El proceso de hervido toma unos 60 a 90 minutos, durante los cuales iremos agregando el lúpulo en tres etapas: un 80% al comienzo del hervor, un 15% a los 45 minutos del hervor y un 5% dos minutos antes de finalizar.
Ya finalizado el hervido, debemos proceder rápidamente al enfriado, que no debe durar más de 20 minutos, con el fin de evitar contaminaciones.
La colocación de la levadura en el mosto debe realizarse agitando vigorosamente el mosto ya enfriado y colocado en el fermentador. El fermentador es una parte clave del equipamiento para la elaboración de la cerveza artesanal, ya que allí es donde la levadura transforma los azúcares fermentables del mosto en Gas Carbónico y alcohol.
La actividad de la levadura puede durar varios días e incluso una semana. Durante los primeros días, cuando la levadura ya se ha sedimentado, veremos que la fermentación se da con una burbuja por minuto. Es recomendable, en este momento, pasar por un sifón el total del mosto y la levadura hacia un segundo fermentador. Allí veremos que la fermentación aumenta a tres burbujas por minuto.
Ahora, sólo queda un último paso, el del llenado y embotellado. Cuando la fermentación ha finalizado, debemos sacar la cerveza mediante un sifón, asegurándonos de dejar todos los sedimentos en el fermentador. Luego, colocaremos la cerveza en un recipiente esterilizado y le agregaremos azúcar. Para finalizar, necesitaremos un llenador de botellas y una tapadora manual. Una vez que llenamos las botellas, debemos asegurarnos de cerrarlas herméticamente. Ahora, sólo queda disfrutar de una exquisita cerveza hecha en casa.